Todo lo que debes saber sobre el Cáncer de Ovario

Todo lo que debes saber sobre el Cáncer de Ovario

El cáncer de ovarios es un tipo de cáncer que comienza en los ovarios. El aparato reproductor femenino contiene dos ovarios, uno de cada lado del útero. Los ovarios, cada uno aproximadamente del tamaño de una almendra, producen los óvulos y las hormonas estrógeno y progesterona.

El cáncer de ovario con frecuencia se detecta cuando este ya se ha expandido a la pelvis y el abdomen. En este estadio tardío, en más difícil tratar el cáncer de ovario. El tratamiento del cáncer de ovario en un estadio temprano, cuando la enfermedad se encuentra solo en el ovario, tiene más probabilidades de ser exitoso.

Generalmente, la cirugía y la quimioterapia se utilizan para tratar el cáncer de ovario.

Aparato reproductor femenino

El cáncer de ovario en estadio temprano rara vez causa síntomas. El cáncer de ovario en estadio avanzado puede causar algunos síntomas no específicos que se suelen confundir con afecciones benignas más frecuentes.

Los signos y síntomas del cáncer de ovario pueden comprender los siguientes:

  • Hinchazón o inflamación abdominal
  • Sensación de saciedad rápida al comer
  • Adelgazamiento
  • Molestias en la zona de la pelvis
  • Cambios en los hábitos intestinales, como estreñimiento
  • Necesidad frecuente de orinar

Cuándo consultar al médico

Lo más importante es ser constante en las revisiones ginecologicas anuales ya que siempre se detecta cualquier circunstancia en un estadio inicial.

Pide una cita con tu ginecólogo si tienes algún signo o síntoma que te preocupe.

Si tienes antecedentes familiares de cáncer de ovario o de mama, habla con tu ginecólogo sobre tu riesgo de padecer cáncer de ovario. Tu ginecólogo te puede derivar a un asesor en genética para evaluar el análisis de ciertas mutaciones genéticas que aumentan el riesgo de padecer cáncer de mama y de ovario.

Causas

No se sabe con certeza qué causa el cáncer de ovario, pero los médicos han identificado factores que pueden aumentar el riesgo de padecer la enfermedad.

En general, el cáncer comienza cuando una célula presenta errores (mutaciones) en el ADN. Las mutaciones les ordenan a las células que crezcan y se multipliquen rápido, lo que crea una masa (tumor) de células anormales. Las células anormales continúan viviendo cuando otras células sanas morirían. Pueden invadir los tejidos cercanos y desprenderse de un tumor inicial para diseminarse a otras partes del cuerpo (metástasis).

Tipos de cáncer de ovario

El tipo de célula en la que se origine el cáncer determina el tipo de cáncer de ovario. Los tipos de cáncer de ovario son:

  • Tumores epiteliales, que se originan en la capa delgada de tejido que recubre el exterior de los ovarios. Aproximadamente, el 90 por ciento de los tipos de cáncer de ovario son tumores epiteliales.
  • Tumores estromales, que se originan en el tejido ovárico que contiene células que producen hormonas. Estos tumores se suelen diagnosticar en un estadio más temprano que otros tumores ováricos. Alrededor del 7 por ciento de los tumores ováricos son estromales.
  • Tumores de células germinativas, que se originan en las células productoras de óvulos. Estos tipos de cáncer poco frecuentes tienden a ocurrir en las mujeres más jóvenes.

Factores de riesgo

Los factores que pueden aumentar el riesgo de padecer cáncer de ovario pueden comprender los siguientes:

  • Edad avanzada. El cáncer de ovario puede aparecer a cualquier edad, pero es más frecuente en mujeres de 50 a 60 años.
  • Mutaciones genéticas hereditarias. Un pequeño porcentaje de los tipos de cáncer de ovario se debe a una mutación genética que heredas de tus padres. Los genes que se sabe que aumentan el riesgo de sufrir cáncer de ovario se llaman «gen del cáncer de mama 1» (BRCA1) y «gen del cáncer de mama 2» (BRCA2). Estos genes también aumentan el riesgo de tener cáncer de mama.

Se sabe que otras mutaciones genéticas, como las asociadas con el síndrome de Lynch, aumentan el riesgo de tener cáncer de ovarios.

  • Antecedentes familiares de cáncer de ovario. Las personas con uno o más familiares cercanos con cáncer de ovario tienen un mayor riesgo de padecer esta enfermedad.
  • Terapia de reemplazo hormonal con estrógeno, especialmente si su uso es a largo plazo y en grandes dosis.
  • Edad en que comenzó la menstruación y edad en que terminó. El inicio de la menstruación a una edad temprana o el inicio de la menopausia a una edad tardía, o ambos casos, pueden aumentar el riesgo de cáncer de ovario.

Prevención

No existe una forma de prevenir el cáncer de ovario. Pero puede haber maneras de reducir el riesgo:

  • Habla con tu ginecólogo acerca de los factores de riesgo. Cuéntale si tienes antecedentes familiares de casos de cáncer de mama y ovario. Tu ginecólogo puede determinar qué significaría esto para tu propio riesgo de cáncer. En algunos casos, es posible que el mismo te derive a un asesor en genética que puede ayudarte a decidir si las pruebas genéticas serían adecuadas para ti. Si se descubre que tienes una mutación genética que aumenta el riesgo de padecer cáncer de ovario, tal vez quieras considerar la cirugía para extirpar los ovarios y así prevenir el cáncer.
  • Considera tomar píldoras anticonceptivas. Pregúntale a tu ginecólogo si tomar las píldoras anticonceptivas puede ser adecuado para ti. Las mujeres que toman anticonceptivos orales pueden tener un riesgo menor de padecer cáncer de ovario. Pero los anticonceptivos orales conllevan algunos riesgos; por ello, debes analizar si los beneficios superan a los riesgos según tu situación.

Comparte

Dejar una opinión